CRÓNICA del Segundo Encuentro Nacional de Ríos Vivos

Crónica de
Héctor Alfonso Torres Rojas – Revista Sur

Tomado de: https://www.sur.org.co/cronica-del-segundo-encuentro-nacional-de-rios-vivos/

Hacia una transición energética justa

El Encuentro congregó unas 300 personas, de diferentes regiones del país. Las y los participantes son integrantes de procesos de lucha en defensa de los ríos, para que sigan siendo “Ríos Vivos” y no ríos muertos, a causa de las gigantescas hidroeléctricas. Esos ríos muertos transmiten muerte a  los habitantes ribereños, por desplazamiento forzado. Y los que logran quedarse en el territorio, apenas sobreviven porque se les ha cambiado su sistema de vida: pesca artesanal, pequeña agricultura, dificultades para comercializar sus productos…

La crisis actual de Hidroituango es la prueba completa y total de los sufrimientos de las poblaciones ribereñas.

El Primer Encuentro Nacional de Ríos Vivos tuvo lugar en Girardota, Antioquia, en 2012.

Ríos Libres, Pueblos Vivos!

La Coordinación Nacional del Movimiento Colombiano en Defensa de los Territorios y Afectados por Represas “Ríos Vivos”, hizo la convocatoria, bajo el lema “Construyendo propuestas para una transición energética justa y memoria para la paz”.

“Luego de 17 años de trabajo constante de articulación nacional y bajo la convicción de que podemos construir otros mundos posibles, convocamos a nuestro II Encuentro Nacional en medio de grandes desafíos en el terreno político, lo que ha implicado avanzar en el fortalecimiento de nuestras agendas regionales y territoriales, abordar discusiones sobre ¿cómo entendemos la transición energética y cómo avanzar en la defensa del agua como bien común, natural y público?”, comenta el texto de la convocatoria.

La coordinación del Encuentro Nacional estuvo a cargo del profesor Miller Dussán, de ASOQUIMBO, Tatiana Roa de CENSAT-AGUA VIVA, de Juan Pablo Soler, Jeniffer Chavarro, Claudia Ortíz…, con la colaboración de líderes, hombres y mujeres, de las regiones.

La Declaración final toma nota de la participaron de procesos sociales y de lucha  de 10 departamentos, a saber: Valle del Cauca,  del Antioquia, Huila, Cauca, Quindío, Caldas, Santander, Bajo Sinú, Chocó y Sur de Bolívar y el acompañamiento de delegados nacionales de otros procesos sociales y ambientales.

Llegaron 30 delegados internacionales de 14 países latinoamericanos que hacen parte del Movimiento de Afectados por Represas de Latinoamérica – MAR, que  se fundó en 2016. De Brasil, Argentina, Chile, Paraguay, Perú, Venezuela, Honduras, Guatemala…

Hubo también delegados de la Cumbre Agraria Campesina, Étnica y Popular (CACEP), de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo (CLOC/Colombia) /LVC, de la REDLAR y la Mesa Social Minero Energética y Ambiental por la Paz (MSMEA).

El encuentro se desarrolló en la ciudad de Barrancabermeja del 10 al 12 de octubre, en la sede del Club Infanta, de la Unión Sindical Obrera (USO). Además participaron unas 60 hijas e hijos de las y los participantes, con una programación propia y adecuada. En el acto de cierre cantaron una creación elaborada durante los días del evento.

“Vamos a alegrar al río, vamos a alegrarle (bis), porque está sólo y triste, de tantos males”

Vamos a cantarle al río, vamos a cantarle (bis). Porque está represado. A liberarle.

Y luego con tambores y maracas, cantaban:

“No queremos más ríos contaminados. No queremos más ríos envenenados. No queremos más ríos asesinados”

Hicieron presencia delegad@s de los siguientes procesos:

** Organización de Negros Unidos por el Río Anchicayá, en el Bajo Cauca. La represa de Anchicayá inició su construcción en 1946. Entró en funcionamiento en 1955. En 1968 comenzó el segundo embalse, en el Alto Anchicayá. Los habitantes se quedaron sin pescado y sin indemnización.

** La Represa La Salvajina se inicia en 1979 y termina en 1983. El llenado comienza en 1985. Ante los daños a la población y al Medio Ambiente, se organiza una marcha desde los municipios de Suárez y Santander de Quilichao a Popayán.

** En 1994, primera manifestación de los embera contra Urrá I

** En 1999, emberas, katíos, pescadores del Río Sinú y campesinos inician una marcha a Bogotá. Duran más de un año frente al Min-Ambiente.

** ASPROCIG, Asociación Comunitaria del Bajo Sinú.

** Concejo Comunitario Mayor de La Toma (Cauca)

** HidroSogamoso, Boyacá. Damnificados del Río Sogamoso y del Río Chucurí

** El ASOQUIMBO. Víctimas de la Represa de El Quimbo, Huila

** SANTURBAN. Defensa del agua para los dos santanderes

** Víctimas de HidroItuango, Antioquia

** Pequeñas  Centrales Hidroeléctricas, en el Quindío

** En 2006 se constituye la Red Nacional de Afectados por Represas (REDLAR), que se transformó luego en el Movimiento Nacional de los Territorios y Afectados por Represas, y luego bajo la expresión “Ríos Vivos”.

En 2012 empieza la Escuela de Formación de Ríos Vivos.

Consignas y frases significativas de la sabiduría popular, que forman y fortalecen, proclamadas  a lo largo del evento:

“Mujer, Agua y Energía no nos mercancía”

“La energía no es mercancía”

“Arriba la mano, arriba el puño. Que se levante el pueblo latinoamericano”

“Sentados, sí. Parados, sí. Pero nunca arrodillados”.

“El territorio es la vida y la vida no se vende. Se ama y se defiende”

“Limonada, limonada… Para el Gobierno que no hace nada. Borojó, Borojó… Para el Gobierno que nos jodió. Chontaduro, chontaduro… para este pueblo que lucha duro”.

“No somos uno. Tampoco somos dos. Somos todo un pueblo. A una sola voz”.

“La Vida no se represa”

“Los afros sí construimos paz”

“Por mi tierra y por mi agua, resisto”

“Aguas para la vida. No para la muerte”

“Aguas arriba, aguas abajo. Nos quedamos sin trabajo”

“En ríos represados, no suben los peces”

“Agua y energía con soberanía”

“No al modelo de desarrollo  basado en actividades extractivitas”

“El mayor desplazamiento, despojo y destierro, lo producen las construcción de represas”

“Nos quitan los derechos ejerciendo violencia”

“Cuando muera el último árbol y el último pez, nos daremos cuenta que no podremos comer nuestro dinero (De un sabio indígena)

“Si sembramos esperanza, cosechamos país”

“No a la dictadura minero-energética de la Corte Constitucional

“Sí a las consultas populares”

Se recordó que existen 37 bases militares, que la población llama “Batallones energéticos”, para cuidar los proyectos minero-energéticos. La seguridad de las multinacionales y de las grandes empresas colombianas, contra la inseguridad de las y los campesin@s víctimas. No puede haber extractivismo si no hay despojo.

Temas y debates

La metodología permitió combinar exposiciones, mesas de trabajo, puestas en común de las mesas, paneles, intervenciones de los invitados internacionales, recreación, música y danzas del Pacífico. Y hasta una lección sobre el manejo de la atarraya.

La ponencia central de apertura, el primer día,  estuvo a cargo del profesor Miller Dussán, de ASOQIMBO, con el siguiente título: “Tesis para Transformar el Modelo Energético Prevalente y la Construcción de un Buen Vivir, Desarrollos Alternativos y Bien—estar”.

Es necesario mencionar el grupo de danzas afro del municipio de Suárez, con una alta calidad, bajo la coordinación del líder social y ambiental, Helyecid Rodallega Caicedo.

También merece mención el conjunto de música del Pacífico, KARIMBA, bajo la dirección del joven compositor y músico, Michel Stivel Lucumí, con ocho integrantes, también del municipio de Suárez.

Durante los días del evento no sólo regocijaron oídos y ojos, sino que hicieron vibrar todos los cuerpos.

La “ceremonia” del lanzamiento de redes fue protagonizada por el señor Isaías Ortiz, de San Vicente de Chucurí y por el señor Misael Carabalí, de Suárez.

“Salimos cargados de esperanza”, exclamó  alguna persona al cierre.

Como a continuación se transcribe la declaración YUMA o Declaración Final, que tiene que ver con las diferentes temáticas, esta crónica no se detiene en la explicitación de los temas.

Héctor Alfonso Torres Rojas

Anuncios

Un pensamiento en “CRÓNICA del Segundo Encuentro Nacional de Ríos Vivos

  1. Gracias por compartir esta información. Los ríos vivos y las poblaciones ribereñas actuando en su defensa son una realidad en varios lugares del país y de nuestra América, conocer y apoyar estas luchas también nos recargan de esperanza.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s