DECLARACIÓN Primer Encuentro Continental por Agua, Energía y Soberanía de los Pueblos Movimiento de Afectadas/os por Represas – MAR

DECLARACIÓN 

Primer Encuentro Continental por Agua, Energía y Soberanía de los Pueblos

Movimiento de Afectadas/os por Represas – MAR

Nosotras y nosotros afectadas/os por represas, representantes de pueblos que luchan en 19 países de América y Uganda en África,  nos encontramos en la Universidad de Panamá entre los días 24 al 27 de septiembre de 2019 para evaluar y actualizar  el proceso político y organizativo del Movimiento de Afectados por Represas – MAR- en su tercer aniversario.

Nos encontramos ante un nuevo orden mundial que se caracteriza por la disputa de hegemonía entre Estados Unidos y China.  Percibimos la restauración del poder oligárquico y militar, la captura de los Estados por parte del poder corporativo mafioso que despoja nuestros territorios, asimismo el retorno de la extrema derecha fascista al poder, que sin duda constituye una clara amenaza a los procesos democráticos y a la libre determinación de los pueblos. Esta tendencia profundiza las violaciones sistemáticas a nuestros derechos fundamentales, la militarización, la represión y el despojo de los bienes naturales comunes estratégicos. Cabe a nosotros la resistencia activa.

Evaluamos la importancia histórica de la construcción del MAR – como Movimiento autónomo, de lucha, con rostros regionales que contribuyen a la resistencia en prácticamente todo el continente. La importancia que tuvo en el último período el proceso de formación de militantes de nuestra organización, a partir de estudios de la realidad latinoamericana. El intercambio de experiencias, la convivencia fraterna entre las diversas organizaciones de afectadas y afectados con nuestros aliados en cada país, muestran vitalidad y compromiso con los cambios sociales necesarios en el Continente.

Reconocemos también la necesidad de dar saltos de calidad en nuestra organización para que podamos enfrentar los desafíos del tiempo que vivimos.

La lucha por una sociedad alternativa, por un proyecto energético popular y por los derechos de las /los afectadas/os con soberanía de los pueblos, son retos que ratificamos y queremos construir.

A partir de estos desafíos, reafirmamos nuestros compromisos de fortalecer los movimientos con carácter nacional, el trabajo de base y la militancia con mayor participación de mujeres y jóvenes. En este sentido, visualizamos el MAR como referente de articulación y lucha continental, de la necesidad de construcción de alianzas estratégicas para avanzar con las transformaciones estructurales, superar el sistema capitalista excluyente y patriarcal por una nueva sociedad justa y equitativa.

En este histórico Encuentro Continental, participaron procesos organizativos de Estados Unidos y Canadá, e invitamos a los demás países que no están organizados junto al MAR a integrarse y que puedan contribuir para esta construcción continental desde los esfuerzos colectivos en sus territorios.

Rechazamos las sanciones impuestas por el Gobierno de Estados Unidos que dificultó la presencia de representantes de Venezuela en nuestro Encuentro, al igual que la arbitrariedad en la aplicación de protocolos migratorios en Panamá, abiertos a criterios de racismo, clasismo y tráfico de influencias en el Aeropuerto lo cual impidió la entrada de 5 adultos y 1 niño procedentes de Honduras que aun cumpliendo los requerimientos fueron deportados de forma inexplicable a pesar de  mostrar documentación, boleto de regreso a su país e invitación al Encuentro Continental en la Universidad de Panamá. Con nuestra lucha y organización hemos de superar estos momentos de violencia y persecución política contra nuestros pueblos hermanos.

Que se alce el puño, que se alce la mano, 

que se levante el pueblo latinoamericano

 ¡Agua y energía, no son mercancías!

Panamá, 27 de Setiembre de 2019.

Anuncios

Primer Encuentro de afectados por represas de América Latina – MAR

Con las dinámicas impuestas por la economía global, la región latinoamericana es vista como una gran fuente de abastecimiento de materias primas, explotadas a un ritmo cada vez
más acelerado.

Los emprendimientos realizados por grandes empresas del sector energético se apropian de bienes naturales estratégicos como el agua y el petróleo y pasan a controlarlos, como forma de acumulación y concentración de riquezas, en detrimento del acceso de los pueblos.
La construcción de represas se ha establecido en los territorios de forma violenta, sin información ni consulta a las poblaciones afectadas y amenazadas, y luego de construidas, no se garantizan medidas de reparación adecuadas. En consecuencia, aumenta la pobreza y
vulnerabilidad social de las poblaciones afectadas. La construcción de represas afecta el ambiente, inunda extensiones de tierras fértiles y selvas, e impacta directamente en la supervivencia económica y cultural de las comunidades locales. Estos procesos también son responsables por el aumento de la violencia en las comunidades, y en particular contra
mujeres y niñ@s.


Actualmente, la mayoría de las empresas responsables o beneficiadas por los emprendimientos del sector energético es transnacional, es importante tener presente la responsabilidad colateral de las empresas que véndenlas turbinas, equipos, el cemento, el hierro, los camiones e incluso los bancos que se benefician con los créditos y las Agencias de Crédito a la Exportación – ECA ́s. Dado que no existe un marco jurídico internacional que responsabilice a estas empresas por las violaciones de derechos humanos cometidas contra los pueblos se ha multiplicado la impunidad.

Es a partir de este contexto y la necesidad de enfrentarlo que se está construyendo, por y a partir de 14 países de América Latina y el Caribe, el Movimiento de Afectados por Represas en América Latina (MAR), que busca la unidad a nivel regional y el fortalecimiento de la organización de movimientos sociales de afectados por represas en los contextos
nacionales.

El MAR trabaja para articular las comunidades afectadas por represas de los diversos países, para encontrar estrategias comunes que permitan luchar contra las violaciones sistemáticas de derechos y fomentar prácticas que conduzcan a una solución estructural para estos problemas entre las que se cuenta el fomento de sociedades alternativas y la creación
de modelos energéticos populares para esas sociedades.


PARTICIPANTES
En este primer encuentro no solo se busca integrar a los y las delegadas del MAR, es un espacio para la interlocución y la reflexión en compañía de aliados e invitados. La cifra estimada de participantes oscila 180 personas de 20 países de América Latina, Asia, África, Europa y Norte américa. Dentro de las discusiones también se integrará la Universidad de
Panamá y organizaciones sociales y sindicales de Panamá.


LUGAR Y FECHA
El evento tendrá lugar entre el 23 y 27 de septiembre de 2018 en la ciudad de Panamá, Universidad de Panamá, donde conmemoraremos el tercer aniversario del MAR.


CONTACTO
Debido a la naturaleza del evento habrán espacios de trabajo interno y otros que serán abiertos al público, por ello para dar claridad sobre tu participación y coordinar aspectos logísticos por favor escríbenos a mar_operativa@riseup.net o entra en contacto con el movimiento nacional de afectados en tu país.

MOVIMIENTO DE AFECTADOS POR REPRESAS EN LATINOAMÉRICA– MAR
Movimento dos Atingidos por Barragens (MAB)/ Brasil; Movimiento Colombiano en Defensa de los Territorios y Afectados por Represas (Ríos Vivos)/Colômbia; Fundación Promotora de Cooperativas de El Salvador (FUNPROCOOP); Red Nacional en Defensa del Agua de Panamá; Patagonia sin Represas/Chile; Movimiento Mexicano contra Represas y en
Defensa de los Ríos (MAPDER)/ México; Centro Martin Luther King Jr. y Red de Educadores Populares de Cuba; Movimiento Nacional de Usuários de Biogás, Cuba; Consejo de Pueblo Mayas de Guatemala; Movimiento Patria
Grande/Argentina; Rondas Campesinas (CUNARC)/Peru; Consejo Civico de Organizaciones Populares y Indigenas de Honduras (COPINH; Movimiento Amplio Dignidad y Justicia de Honduras (MADJ); Frente Guasú, Paraguay; Bloque de Organizaciones Campesinas Indígenas del Norte Amazónico de Bolivia (BOCINAB); Corriente Revolucionaria Bolívar y
Zamora/ Venezuela.